300

Buñuelos de viento

Un despliegue publicitario eficaz y el ardor guerrero de los aficionados al comic han bastado para que las salas de cine se llenen para presenciar lo que prometía ser todo un espectáculo, con una estética novedosa y un estilo rompedor y reaccionario que nos haría disfrutar de lo lindo. Ambas promesas, su propuesta estética y su incorrección política, son de seguro –además de sus mejores bazas para jugar en la taquilla- su mayor debilidad, y a mi juicio, la causa más rotunda de su mediocridad. No por ello desmerecen ciertos aspectos que sobresalen para consuelo del espectador.

Respecto a la propuesta estética, 300 es un producto dependiente de productos precedentes como Sin City (en lo referente a la adaptación desde el comic y el intento de simularlo audiovisualmente) y también Gladiator o Troya, de las que toma no sólo elementos narrativos, claves musicales y retoques visuales, sino también el hecho de haber sido rodada en un gran tanto por ciento utilizando la famosilla pantalla azul. Esta dependencia de los decorados virtuales es un recurso del todo necesario si se desea “parecerse” al comic que pretende emular (respeto o fidelidad, le llaman), y en ningún caso debería, si se hace con labor artesana y sensibilidad artística, desmerecer o defraudar a los aficionados del formato celulosa. No es ese el pecado de 300. Su desmerecimiento viene a manifestarse en la manera de montar esos fotogramas e intentar dotarlos de emoción y épica. Es aquí donde Snyder sucumbe al recurso facilón del videoclip musical o el spot publicitario, subrayando un estecitismo vacío del que uno acaba muy pronto harto, pese a la belleza de algunos fotogramas. Se ha preferido contentar al público adolescente (el que va más al cine) que dotar de profundidad al conjunto sin tener porqué perder fuerza visual. La ralentización de algunas imágenes es peregrina, así como el romanticismo rancio con el que se nos pretende hacer descansar de tanta lanzada hoplita.

Igualmente, la presencia todopoderosa del narrador –recurso nunca utilizado por Miller en su comic- multiplica la información sin necesidad, disgregando la mirada del espectador y cargando en demasía las escenas de una narratividad que ellas mismas aportan por sí solas. Este mismo recurso sin embargo, en Sin City era idóneo, ya que el guión se sustentaba menos en la acción constante de los personajes, sino en decorados humanos que iban oscilando a lo largo de todo el metraje. Por otro lado, Sin City bebe no sólo de su referente de papel, sino también de la novela negra, en la que el narrador deviene como una figura más dentro de la historia, guiando al lector hacia la tragedia final.

El guión de 300 requería ser desdoblado en dos ejes narrativos diferentes, si es que no queríamos que el espectador acabara indigesto por tanta batalla. Así, a Snyder y Johnstad se les ocurrió recrear la historia paralela de las intrigas palaciegas entre la fiel esposa y el político oportunista. La alternancia entre ambas historias permitiría así rellenar casi dos horas de metraje, dotar de una aparente adultez al guión y a su vez, como ya hemos sugerido, tener entretenido al aforo hasta el previsible final, sin decaer su interés.

Es una pena que se haga uso de esta tecnología virtual sin un propósito artístico en el que apoyarse. Ojalá próximos realizadores nos regalen productos en los que el concepto de belleza sea menos virtual y oportunista. Al comic le perdonamos su estética cerrada y personal, pero su paso a lenguaje audiovisual deambula por una fina línea que deja entrever la vacuidad de sus fotogramas. 300 no emociona, más bien deja perplejo por su estruendo sin metralla. Es como un buñuelo de viento, grande e inflado, pero sin más contenido que el que imagina nuestro deseo.

El recurso a los dos ejes narrativos puede ser comprensible, pero supone por una parte desviarse del comic, y por otra decantarse por reforzar el carácter político e ideológico de una propuesta que tan sólo tiene cabida (para quien tenga un cierto sentido ético y quiera no por ello dejar de divertirse viendo salvajadas) si nos tomamos esta película como lo que es –o debería haber sido-, un espectáculo audiovisual sin más. Tarantino es un ejemplo de realizador que entiende bien cuál debe ser la regla esencial de este género: no tomarse a sí mismo muy en serio. Snyder, sin embargo, apuesta por hacerle la cama al patriotismo sedentario norteamericano, dejando traslucir en varios momentos de la película que los espartanos luchan del lado de la lógica, la libertad y la justicia, frente a la barbarie persa, entregada al hedonismo, el intercambio racial y la superstición religiosa. Bien podría haber firmado con su sangre el señor Bush este guión.


Si me apuras, podría colar el mensaje de la importancia de la voluntad y el esfuerzo frente a la cobardía y la tradición. O simplemente la descripción sin muletas intelectuales de la descarnada realidad de una guerra a base de cuadros pictóricos retocados con photoshop. Pero no, 300 parece más un spot para reclutar marines (el paso de las Termópilas hace las veces de Irak), o un videoclip progre que vende lo raro como guay, que una película para pasar un buen rato. Su belleza (enlatada) reside en el poder de los fotogramas, que aislados resultan, como en el comic, hermosos y sugerentes. Pero cuando el movimiento los vivifica se tornan en zombis (que es la especialidad de Snyder). Nada por ahora parece resistirse a la fuerza que encuentra uno cuando pasa la vista por el comic de Miller. Si no lo habéis disfrutado, haceros de la estupenda edición apaisada que edita Norma.


Por ahora me conformo con ver en DVD (por mi barrio sólo llegan estrenos para espectadores con acné) la en apariencia prometedora (también) A scanner darkly (o Una mirada a la oscuridad, como la maltitulan en vez de Un explorador oscuro), basada en un relato del cineable Philip K. Dirk. Y si no, siempre nos quedará la menos estridente pero sólida El León de Esparta, de la que indignamente dice alimentarse (parasitar es más exacto) 300.


Tráiler (vía | Youtube)


Nos vemos en el cine…

31 comentarios:

Kike dijo...

Un aplauso. Tu crítica es muy distinta a la mia (poderfriki.blogspot.com) pero estoy totalmente de acuerdo.

La diferencia de 300 con el León de Esparta es que este último es una verdadera PELÍCULA, con actores de verdad, escenarios de verdad y un guión de verdad, no un exagerado subproducto de acción.

El Tete dijo...

De hecho, Miller escribió y dibujo 300 como resultado de lo mucho que le impresión El León de Esparta en su infancia.

La película 300 es, ni más ni menos, que la adaptación al cine del resultado de dicha impresión.

Uruloki dijo...

Una muy interesante aportación y visión, pero no puedo estar más en desacuerdo contigo. Si bien los asertos de Snyder con la trama basurilla entre la reina y el diplomático sobran completamente, creo excesivo el tratamiento que le das al resto del film. Visualmente es un acierto, una película de este estilo o es así o mejor no hacerla... ¿que otro tratamiento acepta en el cine actual? Pues creo que ninguno. Un film cómic no puede ser un film serio, en la innovación y el despliegue de nuevas ideas y conceptos está el riesgo, y por ello ahí se encuentra el éxito, este, o el fracaso. Probablemente no guste a los que busquen seriedad y cine como si tal cosa, para eso tenemos Troya, Alejandro Magno o Gladiator, films cuasihistóricos todo sea dicho, pero al aficionado al cómic, que es básicamente al que está dirigido el film, lo que ofrece Snyder es una delicia.

Me despido con un saludo pero también con una crítica personal, no te lo tomes a mal que esa no es mi intención. En un blog se busca la participación, ese es el objetivo, que la gente te visite y luego, a ser posiblem dedique unas cuantas palabras que apoyen tus comentarios o los echen abajo por considerarlos incorrectos, luego están los que te leen anónimamente y optan por no comentar, cosa del todo respetable porque sencillamente buscan un sitio de información. Tus comentarios en Uruloki son simples enlaces a tu web que no aportan nada... no se si me entiendes, me parece genial que enlaces tus opiniones, pero podrías incluir algo más que "Aquí os dejo mi aportación desde OjO de buey". Las críticas en tu web son interesantes, pero por lo general es mejor incluir algún detalle de las mismas allí donde visites y no aprovechar los sitios de otros como simple plataforma. Ya me contarás que opinas.

ojo de buey dijo...

Uroloki, gracias por tu aportación y sugerencias. Las tendré en cuenta.

En lo referente al concepto de seriedad, no me refiero a que la película tenga que ser una tesis. Todo lo contrario, que simplemente divierta y punto, sin saludos y salvas ideológicas. Esta propuesta de Snyder es un despropósito pro-Bush.

En cuanto a la narración, veo excesivo el uso del narrador, recurso que en Sin City sí es recurrente y aporta información y profundidad al conjunto.

Y por último, la estética. No comparto el uso del tiempo narrativo, abusando en exceso de la ralentización y una limpieza visual que roza lo publicitario.

Por lo demás, me entretuvo y me gustó mucho el tratamiento del color, muy cercano al del comic. Las escenas de lucha cuerpo a cuerpo son creativas y sugerentes.

Respecto a lo de enlazar mis artículos a tu blog, no te preocupes, si tengo tiempo aportaré algo más. Pero no veo mal que dejes aquí también tus enlaces para que los disfrutemos todos.

Un saludo y enhorabuena por tu blog.

Dani dijo...

Gracias por los alabos a mi blog, yo ya conocía el tuyo pero no me había parado a leerlo en profundidad. Tienes unas críticas agradables de leer aunque no compartidas (en el caso de 300) por mí.

Primero que nada, 300 es el reflejo fílmico de un cómic, no se alimenta (ni parasita) de "El León de Esparta". Así pués hay que darle más margen en esas opiniones contundentes sobre sus dotes como película ya que es por esta razón por lo que está tan limitada argumentalmente, los diálogos del cómic eran así y la narrativa se basaba en la historia contada por un espartano (tanto en el cómic como en la película).

Es cierto que se han inventado cosas tales como la historia de la reina y sus infidelidades (para rellenar metraje), que han omitido otras como el intento de suicidio de Esfialtes, y se han cargado el "temible" persona de Jerjés con un doblaje patético.

Los diálogos son casi todos una basura, pero la propuesta es puramente visual, se trataba de que sintieras que estás ahí luchando contra los persas codo a codo arrebatando vidas y amontonando cadáveres.

Sinceramente la película es una auténtica gozada visual (virtual eso sí), con una banda sonora contundente, con un argumento de lo más manido, unos diálogos pésimos y un doblaje triste.

En conclusión gusta a todo aquel que va al cine a disfrutar de historias sencillas de leer y entender, y a todo friki que haya leído el cómic.

Aquí dejo mi crítica.

http://elblogdedani.wordpress.com/2007/03/24/300-ya-esta-estrenada/

Saludos

Lunge dijo...

Impresionante critica. tendré que pasarme mas por aqui.

Gracias por visitar mi blog

TEMA DE CREDITOS 300 dijo...

OJO DE BUEY, TE PREGUNTO SI SABES QUIEN CANTA Y COMO SE LLAMA EL TEMA QUE PONEN AL FINAL DE LOS CREDITOS DE LA PELICULA 300, YA ESCUCHE TODO EL SOUNDTRACK Y NO APARECE ESE TEMA. ME GUSTO Y QUIERO TENER ESA MÚSICA.ESCRIBME O SI ALGUIEN SABE Q ME DIGA, a azulzeuz@hotmail.com GRACIAS.

BUDOKAN dijo...

Hola muy interesante el post, aún no vi la película porque no estrenó en mi país. Me gustaría que intercambiáramos links en nuestros blogs. Contestame si te interesa. Saludos.

ojo de buey dijo...

Agradezco a todos vuestros comentarios, y más aún cuando enriquecen los puntos de vista ya trillados. Ni qué decir tiene que la única regla del blog es no insultar y no faltar el respeto, aún cuando las ideas no sean de nuestro agrado o simpatía. Por lo demás, es casi de perogrullo animar a disentir y fomentar la discusión.
Es una aclaración que ruego a quienes últimamente utilizan el blog para ese menester.

Budokan, ya te enlacé. Enhorabuena por tu blog.

Respecto a la banda sonora que comenta el amigo de más arriba, desconozco su origen o autor. De todas formas, ya buscaré.

Un saludo a todos y buen cine...

Chema dijo...

Sólo quería comentar algo que leo una y otra vez respecto al "pro-bush-ismo" de la película y otras necedades varias, perdón por el término necedad pero me parece el más oportuno,alguno de los que mantienen dicha postura ¿Se han molestado en buscar que sucedió en las termópilas?,¿En leer filosofía griega o tan sólo un libro de historia?.No entiendo donde se ve el propagandísmo "BUSHiano" en una película que se basa en un cómic que a su vez lo hace en un hecho histórico. Es cierto que ni el cómic ni su película homónima son fidedignas a la historia en muchos aspectos pero en algunos de los principales si:

1. Los Griegos perdieron esta batalla, eso sí como parte de una estratagema para ganar tiempo en la defensa de ciudades más importantes estratégicamente como Atenas, Tebas, Platea y Tespias.(Finalmente es innegabble que los Persas perdieron la guerra en las batallas de Salamina y Platea)(La película ni lo menciona)

2.El rey Persa Darío, antecesor de Jerjes intentò someter Atenas debido al apoyo dado en la sublevación de varias ciudades griegas de Asia Menor pertenecientes a su grandísimo imperio(Desde Turquía hasta la India, además de Egipto y la Península Arábiga. Ríase usted del "supuesto" imperio estadounidense) y Jerjes intentó lo propio tiempo más tarde.

3. Sabido lo anterior y teniendo en cuenta que Grecia es la cuna de donde surgiría la filosofía que derivaría en la ideas actuales, no innatas al hombre, de libertad, democracia y derecho.NO EXISTENTES COMO TAL EN NINGUNA OTRA CULTURA comtemporánea de ésta (No ya sólo la Persa).¿Cómo puede argumentarse que los hechos que refieren en la película a sus bases históricas son una maniobra de marketing "pro presidente Bush"?.

En resumen, demasiado intelectualismo barato en estas críticas y no menos partidismo ideológico.Eso sí,no quiero que se me malinterprete, plenamente legítimo y respetable como en cualquier estado democrático. Pero cada cosa tiene su lugar y creo que el cine al cine y la Política a donde corresponda, que en este caso concreto creo no "casa" en absoluto con la película.(Que como entretenimiento lúdico y ,antetodo visual, me ha parecido bastante lograda en cuanto a su originalidad).

Fooly_Cooly dijo...

Dices que en el comic el narrador n oexiste... leetelo y verás que el narrador existe, y es el mismo que en la película, intercalado con los pensamientos de Leónidas

La película cumple como lo que es, la adaptación de un comic, y refleja perfectamente lo que este desea contar. No cae en el emotivismo facil como la mierda que Almodovar dirige en nuestro país. Cuenta exactamente lo que Miller contó, una gesta épica digna de ser recordada.

Y respecto a lo de Pro-Bush... siempre me ha dado asco que se intente politizar todo. La película es tan pro-bush como lo es el comic, y este fue lanzado al mercado antes siquiera de que Bush oliera la presidencia... Y aunque no fuese así tampoco habría rastros de enaltecimiento hacia ese hombre.

ojo de buey dijo...

Bienvenido, Chema, a OjO de buey. Espero verte más por aquí.

Respecto a lo que dices, estoy de acuerdo que sería correcto llamarme necio si mis palabras estuvieran faltas de sentido común o imprudencia. Sin embargo, ruego me permitas corregir con razonas fundadas esa acepción que tan ligeramente me adjetivas.

Primero, he de aclarar que al sugerir (no es establecer tesis lo que pretendo en un foro tan amigable y distendido como lo es éste que tú visitas) que detrás de la película intuyo un discurso fácilmente aplicable (como metáfora política discutible) a una defensa del militarismo norteamericano dirigido por Bush, no estoy con ello diciendo que quiera trasladarme de pronto a la edad antigua y extrapolar los hechos. Pero sí es fácil que podamos ver lecturas actuales en simulaciones sobre el pasado, sin por ello identificar ambos acontecimientos e insultar con ello a nadie. El cine es a menudo un vehículo de transmisión de ideas, pero también de ideologías y posicionamientos sociopolíticos. Éste es un hecho indiscutible, amigo Chema.

Los que intuimos esas metáforas no olvidamos ingenuamente los hechos en los que se basa el relato de 300. De hecho, el mismo Snyder hace una versión desde un comic, que a su vez ve esos hechos a su forma y criterio, sin por ello tener que ser fiel a nada. El arte es así.

Supongo que los síntomas (discutibles) de esta sospecha se deben al cariz que toma el guión a la hora de dibujar los personajes de ambos bandos enfrentados, y la reiteración del discurso por la libertad, la lógica y la justicia, especialmente insistente en las escenas centradas en la intriga palaciega.

No es verdad que el cine tenga porqué estar ajeno a la política (aunque espero que al revés sí lo esté, cosa que intuyo que no se da en 300). El cine puede ser, y de hecho, muy a menudo, es político.

Sin embargo, como ya aclaro en otros comentarios, no es el discurso más o menos discutible de una lectura política de la película lo que más me ha desmerecido. Me ha defraudado más la propuesta estética.

En segundo lugar, Chema, he de aclararte a lo que dices de las lecciones de historia y filosofía que incluso en eso la película es un constante cúmulo de incorrecciones históricas, mezcladas con verdades evidentes (como la educación rígida espartana, el reconocimiento de la mujer, la organización y preparación militares, etc.) Pero no hay que ser muy de la ESO para saber que Esparta era una parte en ningún caso representativa de la cultura griega que nos aportó la filosofía. Esa riqueza se la debemos a la polis ateniense y no a la espartana, Chema. En Grecia surge la filosofía, pero no concretamente en Esparta. De hecho, Atenas se enorgullecía de no ser tan bestia como lo era Esparta. Quizás esas diferencias culturales les llevaran durante muchos años a una guerra civil muy cruenta.

Los hechos históricos, amigo Chema, no me interesan en 300. Quizá me motiven, pero no me influyen a la hora de divertirme ante el espectáculo visual de 300. Pero además de eso, me sugiere a la luz de los acontecimientos históricos actuales, un guiño tramposillo con la América patriótica, cosa que por otro lado me importa un carajo.

Un saludo, y más veces, Chema.

ojo de buey dijo...

Bienvenido, Fooly Cooly. Estás en lo cierto en lo referente al uso del narrador en el comic 300, aunque en mi comentario me refería más a la función que cumple éste en el conjunto del guión. En Sin City era un complemento, pero en 300 ahoga la riqueza visual de las escenas y cansa. En el comic queda bien, me gusta, pero no en la película. La alternancia entre diálogo y narrador en Sin City aligera la acción y da sensación de no repetirse, más cuando lo único que se quiere contar es una batalla. Por eso Snyder recurre a la trama palaciega (inexistente en el comic).

Son observaciones de gusto, Fooly Cooly. Por lo demás, es muy evidente la mayor riqueza narrativa de Sin City. 300 es un comic fundamentalmente visual. Casi que sería inecesario decir nada en muchos momentos.

Un saludo y más veces...

sebotex dijo...

Es una película, y como tal no le pido más que me dieverta, puede ser una visión un poco frívola , pero para historia me leo un libro...Es una fantástica adaptación de comic, obvio que puede tener semejanzas a SiN City, pero está escrita y dibujada por MILLER, lo que demuestra que está bien que haya semejanzas de este tipo.
Creo que la forma de contar la historia es necesaria siendo una ADAPTACION,y el punto de vista del narrador se pone sobre un espectador que no conoce la historieta, y me parece muy bién que así sea.

Sebotex

Leonidas dijo...

Ya está el listo que todo lo sabe criticando. La película es un película y como tal no es un tratado de historia, es un divertimento para pasar un rato agradable. Y con esta película se consigue. Si le quieres sacar punta a todo podrías hacer un tratado sobre las nuevas ensaladas de McDonalds y su relación con la globalización, el cambio climático y la desertización del Amazonas.... Para mondarse. Y todo comentado por gente que no tiene ni idea de historia.
Digamos bien alto que lo que cuenta la película es un hecho histórico, y que si a alguien no le gusta pues peor para él. Que lo menos que podemos hacer es respetar a una gente que ha pasado a la historia y de la se sigue hablando de ellos por lo que hicieron y por su sacrificio. Vamos lo mismito que Ana Obregón. Esto es lo que me parece triste de la sociedad actual, la falta de valores, y si queremos buscar tres pies al gato, pues se nos va a ver el plumero muy pronto.....

Molon lade dijo...

Bueno, pues estoy completamente del lado de Chema. Pienso que tiene razón y que tu interés en desprestigiarle llamándole continuamente "Chema" parece más bien un anuncio subliminal.
Es una película para pasar un buen rato y ver en ella intereses políticos me parece que es, por tu parte, muy partidista. o es que te encumbras en paladín de la inteligencia para avisarnos del posible efecto secundario que tiene para el que vea la película ("alistarse a los marines"), ¿tan tontos piensas que somos los demás? ¿te crees superior intelectualmente a tus congéneres?
Cuando hablas de Atenas te deberías de documentar un poquito y pensar que toda la cultura griega posiblemente no hubiese llegado a nosostros si Jerjes hubiese conquistado Grecia, Esparta era otra polis distinta pero en este caso aliada de Atenas. Te recomiento repasar las Guerras Médicas.
Espero que haya una segunda parte de 300, yo la llamaría Salamina. Y después una tercera parte de la película que llamaría Platea.
También sería interesante hacer una película llamada Numancia, supongo que también sacarías punta a estas películas.
Si vemos la película "Salvar al soldado Ryan" podriamos ver intereses comerciales de la industria del automovil americana contra los fabricantes germanos. Y si visionamos "Pearl Harbour" descubrir un complot de Microsoft contra Sony y Nintendo en la guerra de las consolas (Xbox vs PS3). Son tontadas como las que dices de la película 300 e Irak. Es una película basada en hechos reales, sobre los que no creo que tengas más información de la que tenemos los demás. Quiero decir con esto que no sabes realmente si la película se ajusta a los hechos históricos o no, dado que has de creer a lo que cuenta Heródoto.
Molon Lade.

Yosmary dijo...

Hola, me ha parecido muy buena tu critica.

Estoy de acuerdo en el respeto de los puntos de vista.... pero, eso somos nosotros que pensamos así, los demás te insultan de manera muy "culta" poniendo en evidencia que nuestra critica les deja desnudos.

Saludos,
Yosmary

ojo de buey dijo...

Estoy sorprendido por la riada de tinta que despliega tras de sí esta película, en comparación con otras que hayan tenido igual o mayor acogida. Supongo que la unión entre cine y comic es muy jugosa, y nos anima a los espectadores y blogeros a destilar todo el disfrute (o no) que "300" nos ha proporcionado.

Esta acogida masiva demuestra que cintas como ésta llegan y conectan con un público muy amplio, dando a los productores rienda suelta a procurar nuevas y más rentables entregas o productos similares.

En este sentido quizá la mejor película de género fantástico que he disfrutado este año es "El laberinto del fauno", que en comparación con "300" se me hace muy superior, tanto en guión como en su propuesta visual. Sin embargo, la sombra de "300" será de seguro más ancha, aunque sea un frondoso árbol que da -a mi juicio- muchas menos frutas.

Un saludo a todos y gracias por vuestro ardor guerrero.

Nos vemos en el cine...

DECKARD dijo...

Es la mejor crítica de "300" que he leído y he leído unas cuantas. Si me permite, le voy a linkar cuando cuelgue la mía, si es que alguna vez tengo tiempo.

Opino lo mismo que usted, es vistosa y entretenida a ratos, por eso no se puede decir que sea del todo mala, pero no es suficiente para hacernos olvidar una carga ideológica deleznable. Hay quien recomienda dejarse el cerebro en casa para disfrutarla, pero yo creo lo contrario, es mejor utilizar la inteligencia y reirse de la película, que es lo más razonable.

Un saludillo!

Tanhausser dijo...

Hola, amigos. Soy consciente de la cantidad de carencias de la película, incluso de algunos plagios evidentes que contiene (Gladiator, Troya; el bicho es el mismo que el de La joven del agua). Soy consciente, asimismo, del tufillo videoclip, de la irreverencia con la versión anterior, de los crímenes al cómic en el que se basa. Soy consciente de la carnaza, de los anzuelos, se los señuelos estéticos para que el público pique. Soy consciente de su inferioridad respecto a Sin city o a El laberinto del fauno, obras maestras. Soy consciente de todas esas trampas... y he de confesar que he pecado. Soy consciente de sus luces, de su música, de su hortera cámara lenta, de la coreografía de la lucha, de los momentos gays y los momentos guays, de todo cuanto hay de kitsch en la peli, que es todo... y confieso que he pecado.
Lo confieso, amigos. Me he tragado toda esa carnaza como el tiburón de Spielberg, y como ese tiburón la llevo a cuestas y me hundiré con ella en el océano, como vosotros. Como a todos vosotros, que en la penumbra del cine os ardían los ojos. Como vosotros, espartanos, que en vuestros sueños, esa noche, os convertisteis en el 301 y por una vez no temisteis a la muerte.

"Tus rivales ya son rivales míos:
mañana el mar inmenso nos espera"

Carlos Marzal, "De amicitia" Europa.

Salud, amigos.

Tanhausser

Raquel dijo...

Tanhausser, que razón tienes. Acabo de verla; no esperaba gran cosa, y me ha gustado mucho. Videoclipera, palomitera, comiquera... todos los "era" posibles y otros adjetivos. Pero, en fin, entretenidísima.

Anónimo dijo...

El narrador si es una figura presente en el comic, al fin y al cabo no es mas que delios contando la historia de Leonidas.

Yo no creo que la ralentizacion sea peregrina, si bien le hubiera quitado todo el romanticismo con la reina

Al fin y al cabo no ha sitio para la ternura, ESTO ES ESPARTA

Antonio dijo...

Tanhausser, me dejaste impresionado. Gran sentido de la ironia el tuyo, como el del autor del blog, que ironicamente pone una bandera americana en medio de las Termopilas y un discurso de Bush de fondo.
Realmente pienso que la gente como Ojo de Buey (no me gustaria ser muy brusco con este comentario y espero que no te lo tomes a mal, amigo) no es capaz de diferenciar cuando se debe criticar una pelicula basandose en su capacidad de entretener y cuando se debe hacer basandose en su carga argumental.
En 300, la carga argumental no es mas que la simple "historia" que cuenta un comic que a su vez hace poco caso de la verdadera historia (por tanto, y como esta basado en el comic, tendrá su mismo rigor historico) Si se quiere criticar el rigor historico, critiquese el comic en todo caso, no la pelicula que lo adapta.
Sin embargo, si se quiere criticar una pelicula por su capacidad de entretener, una cosa que se ha de tener muy en cuenta son las caras de las personas abandonando la sala (que en nuestro caso no son para nada caras de gente aburrida), y otras cosas que se deben tener en cuenta (y que aqui no se tienen) es el desarrollo agil y espectacular de cada fotograma de la pelicula, el carisma de unos personajes y la variedad de situaciones que se dan a lo largo de una unica batalla (si vemos Troya, por ejemplo, veremos un claro de NO entretenimiento, menos rigor historico y desperdicio total de cada uno de los 200 millones de dolares que costo el animalito, al ser menos espectacular que un capitulo de Manos a la obra)
Perdonen por la extension del comentario, pero realmente me encantaria que se fuera ecuanime a la hora de juzgar unos productos y otros, y mas aun me encantaria que un tipo culturizado, cinematograficamente hablando, como tu, ojo de buey, supiera diferenciar unos productos de otros (asi como hay libros historicos y comics).

Saludos a todos y VIVA ESPARTA :)

ojo de buey dijo...

Gracias, Antonio, por tu visita. Espero verte más por OjO de buey.

En relación a tu crítica, estoy totalmente de acuerdo en que la virtud esencial de "300" es ser un producto de entretenimiento. Dotarla de otras virtudes sería injusto, ya que no las posee ni las buscaba (¡espero!). Ahora bien, para mí no es suficiente en este caso, ya que esperaba que ese entretenimiento estuviera fundado, como lo está en otras películas (véase el ejemplo de "Matrix" o "El laberinto del fauno", por nombrar algunos de muchos) en una factura visual más sólida (que sí se da en "Sin city"), y mucho más en un buen guión con el que sostener tanto "videoclip guay". Decir que "300" es entretenida es de justicia. Yo mismo "me lo pasé bien". Pero ese hervor no hace que el guiso esté en su punto.

Hasta aquí comparto tus apreciaciones y las de todo apasionado de esta película. La única diferencia estaría en el grado de entusiasmo que me produce y en escasa curvatura de mi sonrisa al salir del cine, frente al semicírculo descrito por todo defensor de "300" que se precie de serlo.

No estoy, sin embargo, tan de acuerdo contigo, Antonio, en la idea de que se deba separar categóricamente cine de entretenimiento y cine ideológico o político. Por lo menos, no necesariamente. Esta diferencia de opinión no quita que comparta también contigo la idea de que "300" no es ni una película "política" (aunque hable de ella) ni una película "histórica" (aunque sí reviva un acontecimiento real). Ya sé que la pretensión de Snyder no fue ésa. Sin embargo, sí he denotado en mis anteriores aportaciones que se puede ver un GUIÑO político en algunas escenas, y que cuando esos guiños aparecen la película decrece y se malgasta innecesariamente.

No existe -gracias a Dios- ecuanimidad posible (como tú defiendes) a la hora de valorar una película. Y sí se pueden mezclar niveles de lectura, aunque unos pesen más que otros en el conjunto de la película. (De hecho, algunos blogeros se divierten con el toque gay que destila la película).

Mi crítica puede estar enfocada por su capacidad de entretener y a su vez desvelar lo que de tramposa puede parecerme en lo referente a la caracterización política de sus personajes y la trama bélica que plantea, y por eso no deja de ser entretenida. No existen lecturas únicas, ni niveles de interpretación exclusivos en cine. Pero comprendo que desees tener a "300" en tu recuerdo sólo como un digno producto de entretenimiento. Ahora bien, es lícito argumentar lecturas paralelas con las que enriquecer el diálogo.

Por lo demás, ¡qué viva el espectáculo! Y si la dicha es olvidable, ¡que te quiten lo bailao!

Un saludo, Antonio, y más veces.

Chacal dijo...

Ya lo cité en mi crítica, pero lo abrevio aqui: "300" es una película visualmente IMPACTANTE (recomiendo verla en una pantalla de cine) pero argumentalmente MUY POBRE, con una historia simple, unos personajes que parecen de videojuego y sobretodo un villano que si un tio asi es el conquistador de naciones que dicen que es... vamos, no hay quien se lo crea.

Antonio dijo...

Te aplaudo, amigo ojo de buey, realmente es de agradecer que haya gente que defienda su postura con argumentos solidos.

Pienso que ni que decir tiene que tanto "Matrix" como "El laberinto del Fauno" (en menor medida) son peliculas superiores a esta "300" (como asi lo es "Big Fish", la, para mi, mejor pelicula de Tim Burton) porque, como tu bien dices, poseen virtudes que esta no (buen guion). Pero realmente, al ver "300" volvi a sentir la sensacion de ver algo realmente fresco, algo que no sentia desde que vi la primera Matrix (la unica, diria yo). Cuando me acerqué a la sala y compre mi entrada para 300 lo hice porque queria ver algo como lo que vi, por eso mi sonrisa era amplia al terminar. Por esa misma razon, pero al contrario, no fui a ver ni El rey Arturo, ni El reino de los cielos, ni demas parafernalia Troyense, porque sabia perfectamente que no encontraria una pelicula de entretenimiento, sino un intento de clon de Gladiator, uno de tantos que no le llegan ni a la suela del zapato (clones posteriores se entiende, peliculas epicas siempre las hubo, y muy buenas por cierto, pero ultimamente la calidad escasea en este genero) Pero tras ver el trailer de 300 sabia que pasaria dos agradables horas agarrado al asiento sintiendo la furia de la batalla sin mas preocupacion. Y eso de vez en cuando es de agradecer.
Tanto me encantan las peliculas que me hacen pensar y me mantienen atento a los constantes giros argumentales como me encantan las peliculas que me hacen "olvidarme de pensar" por estar recreandome en la espectacularidad de la accion o la grandiosidad de sus escenas.
Tanto me gusta leer "Cien años de soledad" como un comic de Spiderman.
En la variedad esta el gusto, o eso dicen...

Saludos!!!

Mstavros dijo...

Me entretuve bastante observando las riñas de opiniones cruzadas que se dieron lugar en este blog. Acabo de ver 300, una pelicula muy entretenida, con escenas de destacable impacto visual, y con la impronta del director. No puedo aportar mucho mas a la discusion, salvo que es muy cierto que la pelicula no tiene mucho que ver con la verdadera historia, es una alegre y fantasiosa interpretacion, una linda vision tal vez cargada de muy malos dialogos, y actores masomenos.
Y bueno lo ultimo que queria decir es q me gusto muchisimo mas que Sin Cities, por lejos, una pelicula que a mi entender argumentalmente no responde al interes de un espectador que no ha leido dicho comic, aunque la estetica es particular. Si les gustan las peliculas epicas, la mejor por lejos antes que esa porqueria marketinera de gladiador (espadas de goma de por medio), es Ben Hur, con muchisimo mas impacto visual que cualquier pelicula que he visto. Y tiene sus años muchachos!.
Suerte viva la discusion, viva el disentimiento, la verdad es una construccion de la discusion con buen sentido comun. Au Revoir.

Nocive4U dijo...

He leido la critica sobre la pelicula, y parte de los comentarios. Y lo cierto es que no estoy de acuerdo en algunos detalles (que no en las opiniones, puesto que todas son respetables). He leido muchos apuntes sobre si es Pro-Bush o etc. Y francamente, me parece que eso ya es buscarle 3 pies al gato. Obviamente, los buenos de la pelicula son los espartanos, y los malos los persas. Siendo asi, ¿como no van a ser los espartanos los que luchan por la libertad y los buenos valores? En todas las peliculas pseudo-historicas (aunque esta es de un comic) se nos da una vision romantica de los protagonistas. Cuando era pequeño, vi una pelicula sobre Ulises, que contaba su vuelta de Troya a Itaca, todo lo del gigante Polifemo, etc. Y Ulises y los suyos eran los buenos, luchando contra los troyanos, que eran los "malos". En Troya (la nueva) Ulises forma parte de los "malos" y los troyanos son los "buenos". William Wallace era un culto y encantador escocés que luchaba por su pueblo, y Longshanks un monstruo sediento de sangre. Yo no veo la mano de Bush en eso. Veo la mano del cine. Y el cine precisa de buenos y malos. Buenos que queramos que triunfen. Que queramos ver vencer. Y malos a los que queremos ver pagar sus afrentas. Y no olvidemos, que los persas invadian Grecia, no al reves, de modo que por mucho que los persas trataran bien a los esclavos, yo no querria cadenas, ni que fuesen de plata. ¿Quien debe estar de lado de la libertad y toda esa historia? ¿Los que defienden su hogar?¿O los que se lo quieren arrebatar? No recuerdo que los espartanos de la pelicula quisieran imponer una democracia a los persas, ni ser la policia del mundo, asi que cualquier comparacion con Bush o el patriotismo americano, me parece cuanto menos, desafortunada. Pero no es mas que una opinion, como todas :)

Nocive4U dijo...

Tras releer lo que he escrito, creo que me he dejado alguna cosilla en el tintero, y si se me permite, la añadire ahora. Sobre todo lo Pro-Usa y demás, me parece que basandonos en esos argumentos que justificarian todo ese "pro-usismo" (que no comparto) El señor de los anillos es mucho mas "pro-usista" que 300, con dialogos como "Una sombra crece en el este" (que podriamos asociar a Rusia en la guerra fria). Sin embargo, no creo que se pueda aplicar ese calificativo de "Pro-Usa" a las peliculas de Jackson ni a la obra de Tolkien.
En cuanto a la pobreza argumental... que alguien me diga una pelicula de guerra con un buen argumento y entonces le daré la razón respecto al mal argumento de 300. Salvar al soldado Ryan se resume en: "una madre pierde 4 hijos y para que no maten al 5º envian a un grupo de soldados a buscarlo". Platoon se resume en: "aventuras y desventuras de un novato en Vietnam". La chaqueta metalica se resume en: "Grupo de marines que se entrena para la guerra y luego va". Al margen de la profundidad que luego pueda tener la pelicula, o los temas que toque, una pelicula de guerra NO tiene argumento. Hay guerra, nada mas. Y buscarle un argumento como el de "12 monos" a una pelicula de estas caracteristicas es un ejercicio de futilidad, ademas de una perdida de tiempo. Cenemos todos en el infierno y dejemos la filosofia para los griegos.

Anónimo dijo...

**** CHEMA ***

Antes de nada disculparme por no poder responder antes a ojo de buey su

comentario al respecto de mi opinión sobre su crítica de 300,ni el

trabajo ni la salud me han respetado el ocio en estos últimos meses.

Decir que en mi primer "escrito" digo textualmente:

... Sabido lo anterior y teniendo en cuenta que Grecia es la cuna de

donde surgiría la filosofía que derivaría en la ideas actuales ...

Lo anexo para aclarar que en ningún momento menciono a Esparta como

cuna de dichos "legados",uso el termino Grecia pues supuse(quizás mal,

esto si lo admito)que cualquier lector entendería con ello un sinónimo

de "polis griegas".

Para ratificar lo que expuse,no lo que usted quiere ver que escribí,

léase las siguientes líneas de mi anterior mensaje que ratifican mi

modesto conocimiento de la composición en diversas ciudades

"independientes" o polis y que usted parece querer obviar llamándome

alumno de la ESO(opción que no pude cursar por mi edad,sólo conozco

C.O.U y la Universidad y me mantengo al margen de discriminar su nivel

sin conocerlo) de manera entiendo despectiva:

"...antecesor de Jerjes intentò someter Atenas debido al apoyo dado en

la sublevación de varias ciudades griegas de Asia Menor...",donde otra

vez vuelvo a suponer que por ciudades griegas entendemos las

mencionadas polis y lógicamente se deduce que Atenas tiene un papel

importante entre ellas.

Así mismo, debo volver a instarle a revisar mi escrito pues en ningún

momento aludo a la posición de Esparta o falseo la misma,no obstante

deberá admitir que en los sucesos históricos correspondientes a la

batalla de las termópilas y enfrentamiento contra los Persas existe una

"asociación" de las polis griegas(tradicionalmente en guerra constante

entre ellas) frente al invasor común.

Por otro lado, también comenté lo siguiente:

"..Es cierto que ni el cómic ni su película homónima son fidedignas a

la historia en muchos aspectos pero en algunos de los principales si:"

Quizás pude expresarme mal,pero creo que dejo claro que entiendo que ni

el "film" ni el "cómic" son reflejo de la historia (cualquiera que

visione el metraje se percata de ello en no menos de 1 minuto).Pero la

base principal: "Persia quiere invadir el territorio de las polis

griegas o someterlas y éstas se,digámoslo así, alian" no es una

falsedad o invento.El resto,claro está,puro entretenimiento.

Dejando estas acalaraciones quisiera comentar estas líneas que

escribiste,sin ánimo alguno de ofenderte:


"Pero sí es fácil que podamos ver lecturas actuales en simulaciones

sobre el pasado, sin por ello identificar ambos acontecimientos e

insultar con ello a nadie. El cine es a menudo un vehículo de

transmisión de ideas, pero también de ideologías y posicionamientos

sociopolíticos. Éste es un hecho indiscutible, amigo Chema."

Tu mismo lo dices muy acertadamente,el cine es un medio de transmisión

de ideas,ideologías y posicionamientos sociopolíticos.Tu puedes asociar

tal y como bien argumentas los dos hechos que comentamos(guerra de Irak

y 300) y ,de hecho, me parece mucho más que respetable.Pero la película

no transmite ni "simula"(como tu argumentas)ninguno de esos

posicionamientos,eres tú el que los extrapolas y confieres a la misma

de manera subjetiva(tampoco hay nada de malo en ello,me parece

estupendo que relaciones ambos sucesos. Como tu bien dijiste el cine es

también un medio "difusor y evocador de ideas"),sin embargo,no dudas en
tacharla de "panfleto de reclutamiento de marines":

"...300 parece más un spot para reclutar marines (el paso de las

Termópilas hace las veces de Irak), o un videoclip progre que vende lo

raro como guay,..."

Y basas casi toda tu crítica en ese tema político,entonces dejas de

transmitir lo que te evoca o relacionas para ejercer con tu crítica un

"autopanfleto-bush-irak-malo" pasando a ejercer lo mismo que tanto

critícas o te evoca el metraje.Parece que más bien quieres hacernos ver

que la película está realizada con este mensaje "subliminal" y único

fin "enmascarado",que debemos llegar a tus conclusiones y

razonamientos.
En definitiva,pareces afirmar que el fin mismo de la película es

éste,véanse otras frases de tu crítica como la siguientes:

"...y por otra decantarse por reforzar el carácter político e

ideológico de una propuesta que tan sólo tiene cabida.." .

"... apuesta por hacerle la cama al patriotismo sedentario

norteamericano ..."

Bueno,me he extendido mucho y explicado quizás no todo lo bien que

quisiera y pudiera pero el espacio y el tiempo son limitados para

ello.Lamento haberte ofendido pero expuse sólo mi opinión lo más

objetivamente posible.

Por cierto:
"... En Grecia surge la filosofía, pero no concretamente en Esparta..."

Quiero reiterar,como ya he demostrado arriba,que yo jamás he afirmado

esto.De nuevo quieres ver donde no hay.Esto me interesa aclararlo

porque lógicamente ni lo pienso,ni lo comparto ni es lo que me

enseñaron/aprendí respecto a esta "parte" de la historia.


Otra cosa más,si se me permite:

"...Los hechos históricos, amigo Chema, no me interesan en 300..."

Si el cine es un medio de difusión de ideas y algo evocador debiera

importarte un poco más pues las lecturas políticas como las que tan

tajantemente defiendes(y casi cualquier aspecto de las sociedades

actuales) están siempre ligadas a la misma.El mero hecho de argumentar

lo que arriba figura demuestra que no buscas relaciones de parecidos

históricos con hechos actuales, sólo "panfletismo" fácil.Pues entiendo

que en caso contrario no argumentarías tal frase.Aunque también

entiendo que digas esto por la falta de rigor del film.(Pero si la

película es tan trivial y precisdinble no veo el porqué de tanto

incapié en las relaciones descritas en tu crítica)

NOTA: Esparta dices que era "bestia" pero conoceras hechos como que

entre las polis griegas llego a ser la única en la que la mujer podía

tener cierto peso y decisiones.Cosa que en otras polis,como Atenas no

sucedía (En ella eran prácticamente invisibles).No explicaré más sobre

este aspecto curioso pero a lo mejor a alguien del foro le llama la

atención buscar infromación sobre ello.

Anónimo dijo...

no sé quien eres pero, en cuanto a cine crees que te las sabes todas, y a mí realmente me la suda, como espectador yo veo cine y si me gusta bien y si no me gusta pues paso página y a otra película, en tu caso te obstinas en desentramar el como se hizo y demás y para que haces eso?, no tiene sentido saber tanto de como se hace y de que se vale un director para contar una historia lo que importa es la historia y punto... lo demás es las captatio benebolentia de los espectadores y no va más lejos. En cuanto al enfoque histórico, para mi la película recoge el instante de la historia en que se consigue por parte del Rey Leónidas gestar la futura cultura de occidente, puesto que de no ser por Él, Sin la resistencia de Leónida en las Termóplias nunca los griegos hubieran podido evacuar Atenas, nunca se habrían dado las batallas de Salamina, Platea y Micala, Grecia habría sido conquistada por Persia, la cuna de la civilización occidental habría desaparecido y nuestro mundo sería muy distinto a como lo conocemos hoy en día.

Si Grecia hubiera sido vencida, Persia hubiera ocupado toda Europa, pues Roma aún era una pequeña y anónima ciudad en Italia. Alejandro de Macedonia no hubiera sido más que un vasallo de un imperio universal y Roma jamás hubiera podido forjar su Imperio. Sin el Imperio Romano el Cristianismo no se hubiera podido extender como lo hizo, y Jesús de Nazaret no hubiera sido más que un iluminado, como tantos otros que hubo en la Palestina de entonces, del que no tendríamos noticia alguna.

Europa, tal y como es hoy, y su cultura, la más avanzada sobre la Tierra, no existirían, porque no hubieran tenido ni la oportunidad de nacer, y las ideas de libertad que surgieron en Grecia, hubieran sido ahogadas en un baño de sangre, para quien sabe si poder volver a renacer no se sabe cuando ni donde.

La hazaña fue recordada en una lápida conmemorativa escrita por el poeta Simónides, que decía así:

Oh, extranjero, informa a Esparta, si pasas por allí, que aquí hemos caído
defendiendo su ley

Saludos crítico de cine e historiador. gracias al Rey LEÓNIDAS NO LO OLVIDES.

Últimas noticias


La opinión